ELABORAR UNA IDENTIDAD ES UN PRIVILEGIO QUE SÓLO EJERCEN AQUELLOS QUE TIENEN LA POSIBILIDAD DE ELEGIR Y QUE LUEGO MANTIENEN EL ESFUERZO DE PENSAR.


18 de agosto de 2010

MOMENTOS CREATIVOS.

Como todo el que se dedica a escribir, en momentos de su vida ha tenido bajones creativos, falta de ideas, el atascarse en una historia y no saber como demonios continuarla. Pues bien, eso es lo que me pasa, cada vez que escribo un capítulo más de Selene o se me ocurre algo para un relato, me atasco a mitad del mismo porque, a pesar de saber la forma de acabarlo, no sé como continuarlo y, a pesar de comenzar su escritura, han de pasar muchos días hasta que mis palabras vuelvan a fluir y poder continuar con el mismo. Puede que sea exigencia pura hacia mí misma, que con los años me vuelvo más perfeccionista en ese sentido, el caso es que tengo un pequeño problema de expresión en ese sentido. Escribo una frase, no me gusta, no capta todo lo que quiero decir, me obsesiono y entonces ya si que me atasco de una forma descomunal, me agobio y, entonces, la solución a mi entramado gramatical no llega.

Me siento como cuando viajamos a Ámsterdam, entendía gran parte de lo que me decían, pero me faltaba conocimientos para componer una frase correctamente y hacerme entender, sólo que esta vez es en mi idioma, ¡frustrante! Desde mi punto de vista.

Por ello, antes de caer en nada que se parezca a un parón creativo, he cogido las otras ramas que me gustan. Retomar la máquina de coser, coger modelos antiguos, rehacer la decoración de mi casa, hacer bocetos sobre futuros proyectos y buscar los materiales. Ya que todo no se reduce a hilos y telas, maderas, pistolas de silicona líquida, una sierra de calar y lijas, completan ahora una fase en la que decidido rehacer mi casa mediante el estilo propio de mi mente. Si no lo encuentras en la calle, si el bolsillo no te llega, soy de una condición, hazlo tú mismo, y yo tengo manos igual que el resto, ahora mismo sólo son proyectos que pasarán a papel, intentos de ver algo diferente en mi entorno y buscar la armonía íntima que a todos nos gustaría alcanzar.

Mientras tanto, mi mente consciente se dirige a otros métodos de creación más tangible, pero el subconsciente vive para las letras, como siempre, así que, hasta que todos esos pensamientos ocultos surjan a la luz, poco puedo ofrecer, aunque no os libraréis de mí tan fácilmente.

Mientras buscaré la forma de obtener los materiales y convencer a sangreybesos de que, estas navidades, me regale una sierra de calar, una pistola para pintar las paredes, una lijadora eléctrica o una pistola de silicona líquida. Raro ¿verdad? Pero es que no voy a negar que me encanta la carpintería y, si algo no sale por una vía, lo hará por otra.

6 cosas que decirte:

Edu dijo...

Muy de bricolaje...pero lo tuyo tambien es la palabra, la creas bellamente.
Un Beso

gustavo dijo...

Creo que lo que te ocurre, nos pasa a todos los que intentamos escribir. Uno sabe lo que quiere decir, pero no sabe como hacerlo. En fin, hasta que en una noche cualquiera la revelación aparece y podemos continuar el camino. Tenemos una coincidencia, me dedico a la carpintería con un afán digno de mejores cosas, cuando tengo la cabeza podrida. Claro yo tengo la sierra caladora, taladros y todo tipo de herramientas. Abrazo y suerte.

Mai Puvin dijo...

Jajajajaja. Me encantó la entrada y quiero ver los resultados!

Nena, menos mal que no te daba para escribir... ¡me lo hiciste vivir!

Besazos y mi cariño... siempre!

Silderia dijo...

Edu: gracias por los ánimos con la escritura, no es que este baja de moral ni nada por el estilo pero creo que mi mente me pide una especie de descansi literario, sin embargo no os librareis de mi, seguiré aquí como siempre.

Gustavo: gustavo, estos parones son necesarios para seguir a delante, lo sé, no es la primera vez, pero me frusta un poco todo esto, tengo muchos hobies y la escritura es algo un poco más intenso que todo ello.
Me da envidia que tengas todo lo que yo quiero para el bricolaje, yo tengo que andar pidiéndoselo a mi abuela, mi padre y mis tios, pero pronto solucionaré el problema.

Mai Puvin: gracias, no sabéis los ánimos que me dáis todos con vuestros comentarios, es solo una fase en que no puedo inventar nada desde cero, ¡yá se me pasará! y prometo colgar las fotos de lo que he cosido hasta ahora con mi máquina y de los nuevos muebles, cuando empiece.

Besos a los tres, gracias por los ánimos y que sepáis que, aunque escriba menos, os leo siempre.

Un abrazo muy fuerte.

sangreybesos dijo...

"Queridos reyes magos: Este año, como he sido muy buena, quiero que me traigais una pistola de esas que disparan clavos a toda hostia..." Como se nota que ya se te ha quedado chico el Lego...

Silderia dijo...

Mira, una de esas tampoco me vendría mal, aunque también quiero la que dispara grapas, voy a hacer muebles de diseño propio. Espero que ninguno se nos caiga encima