ELABORAR UNA IDENTIDAD ES UN PRIVILEGIO QUE SÓLO EJERCEN AQUELLOS QUE TIENEN LA POSIBILIDAD DE ELEGIR Y QUE LUEGO MANTIENEN EL ESFUERZO DE PENSAR.


10 de agosto de 2010

LAS SECUELAS DE UNA BODA.

¡Con lo tranquila que yo estaba! Os preguntaréis porqué si Silderia lleva una vida a la que le podrían unir muchos denominativos menos tranquila, entre otras cosas porque ella misma, o sea, yo, se encarga de ello.

Pero es que la tranquilidad en la que me baso es una carencia de compromisos, la no existencia de planes premeditados que me hagan regirme a un horario y disponer de mi tiempo como me da la gana, como dice sangreybesos: “el plan es que no hay plan”, y exactamente eso es lo que quiero. Pero por desgracia, cosa que no esperaba que ocurriera hasta septiembre, me han dado ya el álbum de fotos, si ese en el que te recuerda la boda.

Pues bien, después de los constantes recordatorios de la familia sobre el álbum de fotos, el que quieren verlo, que ya lleva unos meses de retraso, sobre cuándo lo vamos a tener, cosa por que ciertamente tenía poca prisa; ahora lo han podido tener en la manos, cuatro meses de espera y aguantar los constantes recordatorios de las fotos para cinco míseros minutos, en los que tienes que estar con ellos, miles de comentarios inoportunos y peticiones sobre dúplicas de las cuales creen que va a pagarlas un ente sobrenatural.

Bueno y queda más, sobre todo cuando tienen tanta impaciencia y ven la sucesión de fotos a la vez que miran al frente. Aunque eso te molesta depende de quien lo esté haciendo, aunque digo yo, no sé es que me ha dado por pensar hoy (espero que no me salga el humo por las orejas) Si no quieres verlo, si lo estás haciendo por compromiso, a mi me da igual que lo mires o no, lo cierto es que me ahorro el volver a ver todas las fotos de nuevo y explicar siempre las mismas cosas, porque todos tienen las mismas preguntas gilipollas respecto del tema: que si el velo era muy largo, que si la plata no se pone el día de la boda de una, que si las uñas eran postizas, que si el velo era muy largo, que si ese paraguas era tuyo, que si no me gustaba esto o lo otro,… ¡Yo te he preguntado! ¡No se ven que las uñas son postizas!, ¡Ah! Y las opiniones sobre ciertos aspectos o detalles que al mundo no le gustan me las paso por el forro de las bragas, a nadie le importan, pero todos tienen que poner la puntilla, por supuesto. ¡Bueno! Y lo mejor de todo es cuando todos se buscan así mismo en una sala donde, menos los contrayentes, están todos sentados y tapados por algo (aunque el primero que pusiera un dedo en la foto me lo comía, literalmente.)

Por fortuna nadie me ha pedido que les deje el álbum en casa para enseñárselo a… que puede ser cualquiera, entre otras cosas porque no lo iba a hacer. Sin embargo, como existe la posibilidad tangible de que eso suceda, en un tiempo bastante próximo, estoy escaneando las fotos, entre otras cosas para que cada uno se saque las copias que les de la gana, a cuenta de su bolsillo. Porque, como todo lo que pasa en esta vida, los que realmente se merecen que le hagas el favor, y ni siquiera te importa que te reembolsen el dinero o no, ni siquiera lo sugieren, el resto intenta sacar tajada de todo.

Lo cierto es que es chiquito el trabajo que me estoy llevando, entre otras cosas porque quiero remodelar algunas, hay personas que insistieron en salir en las que no les correspondían, y hacen alarde de ello, otras sólo quiero sacar una copia de una pequeña parte y en alguna que otra deseo ponerle un toque personal (porque para el que lo piense, si me dan un cd con una marca de agua del álbum, como que tendría que hacer el mismo trabajo.)

Por lo menos el fotógrafo es un auténtico artista, os lo puedo asegurar, para muestra la foto que decora este post. Y para mí, el esperar que esto sea lo último de las consecuencias que se viven después de una boda, a parte de la típica pregunta: ¿y los niños para cuando?

9 cosas que decirte:

Rocío. dijo...

Pues a mí me encantaron. Y la foto que has puesto es una de mis prefes.
Sinceramente, era justo lo que hubiese querido hacer con el mío. Molan.
Pero las opiniones son inevitables, aunque no las pidas, la gente es igual de libre para dártelas, igual que hacer las cosas como todo el mundo, aunque no nos gusten los convencionalismos, siempre acabamos cumpliéndolos de una manera u otra.

En la que estáis haciendo el lila en primer plano voto por que esté en vuestro salón. Hurra!

pd. al final cojen polvo en un rincón de una habitación.

Edu dijo...

Mis felicitaciones por ese enlace civil. La verdad que pareceis muy elegantes, indudablemente lo sois, hasta sin esos atuendos. Que seais muy felices y poneros muchos sueños en el camino. Me gusto eso que el plan es que no hay plan.
Un Beso

Silderia dijo...

Rocio: foto en la que hacemos el lila, por descontado irá en el salón de casa, lo malo es que me gustaría elegir otra y no se cual.

Edu: lo de la elegancia es sólo apariencia, es que el fotógrafo era muy bueno, pero eso no va con ninguno de nosotros dos, puedo asegurártelo, es más pensamos irnos a un bar cercano hasta que terminara la cermonia, lo que pasa es que sino estábamos no se podía hacer. ¡Qué pena!

Besos, para los dos

Druida de noche dijo...

Bien!!! Ahora comienza una vida en comun (no la de antes, es la de ahora)... Felicitaciones

beso
druida

Silderia dijo...

Pues tampoco le veo tanta diferencia a la de antes, ciertamente, a la de novios si, pero a la de viviendo juntos no.

Lo único que me molesta de todo esto es que cuando tu haces lo mismo les sienta muy mal.

Un abrazo, silderia

Jonessy James dijo...

es que la gennte espera cosas de un matrimonio... como si el papel firmadito compusiera una suerte de despacho en disidencia con lo que uno era y/o hacía antes
que se dejen de joder

(eso si, la foto muy linda. de la novia no veo prácticamente nada, pero deduzco una incierta pose de rebeldía en el novio)

tú a tu tiempo, que si hasta ahora venías bien, no tiene porque cambiar.

saludos afectuosos

jonessy

Silderia dijo...

Es ciertos, se nos ve poco, ya que somos nosotros, pero es que lo bonito es el marco.

La pose de rebeldía es de los dos, nunca nos fueron las tradiciones y las pocas que tuvimos que llevara cabo, por las madres, mayormente,nos la tomamos a guasa.


Besos, Silderia

Phoebe dijo...

Sin duda, la foto es genial, y ya no por el fotógrafo, que sus méritos tendrá, es más por el ambiente (un lugar realmente bonito) y los novios, cómo no. Dirás que es una tontería, pero en cuanto la he visto, he pensado que era exactamente una foto "de tu estilo", no sé cómo explicar eso, pero tenía que decirlo.

Y bueno, esto de abalanzarse sobre las fotos y demandarlas con tal insistencia es un hábito mundial al que la gente se adopta, puesto que, por ejemplo, en mi familia, siempre que aparece una foto (sea de lo que sea) parece como si se acabara el mundo y lo único que vaya a hacerlos sobrevivir sea esa foto, por la que deberán luchar con uñas y dientes. Personalmente, he optado por desterrar las fotos de mi vida y evitar morir en el intento de conservar alguna.

Intenta tomártelo con tranquilidad, aunque suene demasiado inútil el consejo dado desde la distancia.

Besos,

Silderia dijo...

Tengo la misma opinión que tú, no soy amiga de las fotos y del acúmulo de imágenes, pero era mi boda y, en contra de lo que parece, tuvimos que contratar un fotógrafo, las hay a nuestro estilo, como esta que has visto y más graciosas todavía, pero eso es otra historia.

No me gustan las fotos, las apariencias, el que una cosa parezca otra, pero la gente las necesita y parece que este reportaje les llevaba la vida en ello..

Un Beso, y echaba de menos leerte. Gracias por el consejo, le seguiré